Líneas de vivencia

/Líneas de vivencia
Líneas de vivencia 2017-09-04T00:04:10+00:00

Biodanza estimula cinco grandes áreas del Potencial Humano o Líneas de Vivencia:

Vitalidad
El movimiento es la base de todos los sistemas vivos. Biodanza activa las condiciones sanas del movimiento, recuperando la capacidad de caminar en forma integrada, correr con ímpetu, moverse con fluidez y elasticidad y de reponer energías.

Sexualidad
La abordamos como la capacidad de sentir placer: disfrutar del movimiento, del alimento, de la música, de compartir con el otro, es decir, de todas las funciones que refuerzan el goce de vivir. Biodanza rescata el placer como factor de integración y salud.

Creatividad
Es la capacidad de cambio y renovación, el instinto lúdico. Biodanza genera las condiciones para recuperar la sensibilidad, para renovar la mirada y recrear los actos cotidianos.
Afectividad
Es el factor humanizador por excelencia. Biodanza estimula la percepción sutil y receptiva del otro, la capacidad de dar y recibir protección y apoyo, la solidaridad. Invita a recuperar la visión del otro como semejante, hacia la superación de las disociaciones que generan la enfermedad de nuestra cultura

Trascendencia
Es la expansión de la conciencia, hacia la percepción de lo cotidiano en su relación con la totalidad de la existencia.
La acción de Biodanza consiste en ampliar la percepción a través del movimiento, la emoción y la vivencia del éxtasis de vivir.